El uso del coche en estado de alarma por el coronavirus

22 marzo, 2020
G. ROMERO-REQUEJO
Uso restrictivo del vehículo

Debido a la pandemia actual que sufrimos por el coronavirus COVID-19, el pasado 14 de marzo se publicó en el BOE el Real Decreto 463/2020 declarando el estado de alarma del país y la restricción a la libre circulación de las personas en el territorio nacional, con algunas excepciones.

Si hace pocos días repasábamos las  limitaciones de apertura de talleres y  estaciones de ITV durante el estado de alarma, ante algunas dudas suscitadas por los ciudadanos, queremos repasar la excepciones a la libertad de movimiento recogidas en el artículo 7 del RD 463/2020 para la correcta gestión de la crisis sanitaria que atravesamos. El tiempo que esté vigente el estado de alarma, el conductor (solo) podrá circular únicamente por las vías de uso público para realizar las siguientes actividades:

– La compra en tiendas o supermercados (siempre el más cercano al domicilio). Se recomienda conservar el ticket de compra.
– El desplazamiento a entidades financieras y de seguros.
– Repostaje de combustible (se recomienda conservar el ticket de compra).
– A la farmacia (se recomienda conservar el ticket de compra).
– Al lugar de trabajo (ida y vuelta). Se recomienda llevar consigo autorización de la empresa.
– Al centro médico o al hospital.
– Cualquier desplazamiento justificado por una causa de fuerza mayor.

Aunque no se permite al conductor ir acompañado, sí que se contemplan una serie de excepciones:

– Para llevar a personas discapacitadas o vulnerables.
– Para asistir o llevar a personas mayores o menores dependientes.
– Por una causa de fuerza mayor o situación de necesidad.
– Con niños pequeños si no podemos dejarles solos en casa en varias de las situaciones lógicas indicadas en el apartado de «conductor solo».
– Por personas mayores para llevarlas la médico.
– Con toda la familia en caso de regreso al domicilio habitual.
– Si se lleva a otra persona, la policía recomienda que vaya situado detrás en posición diagonal con el conductor.

En todo caso, en cualquier desplazamiento deberán respetarse las recomendaciones y obligaciones dictadas por las autoridades sanitarias, y además, el Ministro del Interior podrá acordar el cierre a la circulación de carreteras o tramos de ellas por razones de salud pública, seguridad o fluidez del tráfico o la restricción en ellas del acceso de determinados vehículos por los mismos motivos.

Las sanciones

El incumplimiento o la resistencia a las órdenes de las autoridades competentes en el estado de alarma será sancionado con arreglo a las leyes, en los términos establecidos en la Ley Orgánica 4/1981, de 1 de junio.

A quien incumpla las medidas contempladas en el Real Decreto 463/2020, la multa puede oscilar entre 300 y 1.000 euros, en cualquier caso sin retirar puntos del permiso de conducir, ya que no son infracciones de circulación del Código de Tráfico y Seguridad Vial de la Dirección General de Tráfico.

Autorizaciones administrativas para conducir

Si tenemos la mala suerte de que nuestro permiso o licencia de conducir (y demás autorizaciones administrativas para conducir), caduque durante el estado de alarma, quedarán automáticamente prorrogados mientras dure el mismo y hasta 60 días después de su finalización. Además, se prorroga la vigencia de las autorizaciones administrativas temporales reguladas en el Reglamento General de Vehículos, aprobado por el Real Decreto 2822/1998, de 23 de diciembre, que ampararán la circulación de vehículos, durante la vigencia del estado de alarma y sus sucesivas prórrogas hasta 60 días después de su finalización.