Peugeot 508 SW (Primera prueba)

11 marzo, 2019
G. ROMERO-REQUEJO M.
Un familiar distinto

El nuevo Peugeot 508 SW hace crecer ligeramente su figura esbelta y se apunta a la moda de los “shooting brake”, progresa en calidad bajo un diseño netamente más deportivo que su predecesor, pero conservando un elevado confort y capacidad. Ya se vende desde 28.450 euros.

Con un ambicioso objetivo de ser el mejor familiar entre los generalistas de gama alta en cuanto a calidad, diseño y comportamiento, esta estilosa carrocería familiar ha sido desarrollada al mismo tiempo que la berlina, pensando menos en el característico coche familiar y siguiendo la corriente de los coupés de 4 plazas, con ventanillas sin marco en las puertas y un techo que pese a sus barras portaequipajes (muy bien integradas), es casi 6 cm más bajo (1,42 m) que su antecesor.

Las nuevas formas adoptadas de Shooting Brake embellecen al nuevo Peugeot 508 SW

Con la misma batalla de la berlina -2,79 m- y su eje trasero multibrazo, al medir 4,79 m de longitud, crece 4 cm frente al Peugeot 508 berlina y es 1,6 cm más alto, compartiendo su misma plataforma modular EMP2 del grupo PSA que permite rebajar en 70 kg su peso sobre el modelo anterior y aumentar su rigidez gracias a los nuevos sistemas de soldadura.

A pesar de contar con un centro de gravedad algo más elevado respecto de la berlina y de tener más peso atrás por el tipo de carrocería, la adopción de una estabilizadora trasera reforzada logra igualar más o menos en comportamiento a la berlina. Ambos están marcados por un elevado confort de suspensiones y aplomado comportamiento, con oscilaciones contenidas de la carrocería en los cambios de apoyo, aunque también es posible rizar el rizo y montar en opción la amortiguación adaptativa variable (de serie en el nivel GT).

Peugeot 508 SW (Primera prueba): Un maletero muy capaz

Así las cosas, su principal ventaja como familiar radica en su maletero, que con 530 litros bajo la bandeja es bastante más amplio de lo que se podría esperar por su pronunciada caída de techo, aunque rematada por un ancho portón (24 cm más de boca de carga que la berlina) que además baja bastante (el umbral de carga queda a sólo 63,5 cm, 6 cm menos incluso que el del 508 berlina).

Con 530 l de capacidad, el maletero es muy aprovechable gracias a su forma cúbica

El portón motorizado (en opción con apertura “manos libres”) permite un fácil acceso a un maletero de formas cúbicas, que pese a tener 30 litros menos que su antecesor sigue siendo muy considerable, con raíles de aluminio en el piso (nivel GT) para fijar mejor los bultos, así como red sujetabultos, mamparas de separación, ganchos… Y si hay que ampliar el volumen útil, los asientos traseros se pueden plegar en formato 1/3 – 2/3, creando un suelo de carga plano y continuo con una capacidad total de 1.780 litros.

Peugeot 508 SW (Primera prueba): Habitáculo amplio y sofisticado

En el interior destaca el pequeño volante y el salpicadero es el mismo que el de la berlina, con su ambiente único y la pantalla multimedia de 10 pulgadas y los mismos detalles, con la última generación del cuadro digital configurable i-Cockpit (12,3”), el equipo Hi-Fi “Premium” Focal, el sistema de visión nocturna por infrarrojos con detección de personas y animales hasta 200 m, la recarga inalámbrica de teléfono móvil, etc.
Los asientos delanteros cuentan con certificación de ergonomía AGR (se han medido las formas antropométricas para encontrar la posición de conducción ideal), mientras que los traseros disponen de un respaldo un 27º más inclinado de lo normal.

El salpicadero presenta una acertada evolución del i-Cockpit

El acceso a las plazas traseras no resulta incómodo y cuenta con 4 cm más de altura del techo respecto de la berlina, y en el interior tenemos una guantera refrigerada donde caben hasta dos botellas de litro y medio, así como otras dos de litro en los huecos de las puertas delanteras y otras dos de medio litro bajo el apoyacodos central. Opcionalmente se puede disponer de un techo practicable.

Peugeot 508 SW (Primera prueba): Dos motores y 5 versiones

En gasolina se dispone del motor 1.6 PureTech con 180 ó 225 CV, ambos con cambio automático EAT8 (por convertidor de par), mientras que en diésel se dispone de los BlueHDI de 1.5 y 2. 0 litros de 130 CV y 160/180 CV respectivamente. El básico cuenta con cambio manual de 6 velocidades o el automático EAT8, y los 2.0 BlueHDI de 160 y 180 CV sólo con cambio EAT8. Todos cumplen la normativa Euro 6d, mientras que los motores PureTech montan de serie filtro de partículas y los BlueHDI tienen que recurrir además a un catalizador SCR con inyección de urea (AdBlue).

Más adelante, en la segunda mitad de 2019, se ofrecerá una versión híbrida enchufable a partir de un motor PureTech de gasolina junto a un motor eléctrico de 80 kW y 60 Nm, capaz de rodar en modo eléctrico durante 50 km (en ciclo NEDC) gracias a un paquete de baterías situado bajo los asientos traseros con 11,8 kWh de capacidad.

La nueva personalidad del Peugeot 508 SW incluye la unión de los pilotos por una banda oscurecida y la iluminación por LED en forma de garra

Peugeot 508 SW (Primera prueba): Placer de conducir

En este primer acercamiento al modelo hemos conducido las versiones BlueHDI de 130 y 160 CV, ambas con caja automática y acabado GT Line. La versión de acceso, a pesar de contar con un motor voluntarioso (sobre todo en modo Sport), se queda algo justa y resulta “solo suficiente” para mover esta carrocería de 1.480 kg en vacío. Sin embargo, la variante de 160 CV se mostró con el compromiso perfecto para mover con soltura al Peugeot 508 SW, a pesar del incremento de 95 kg en el peso.

Ambas versiones nos parecieron estar bien insonorizadas del ruido exterior de rodadura, aunque sin embargo dejaban filtrar algo el sonido del motor diesel, que aunque a ritmo constante en autopista queda un tanto solapado y pasamos a alabar –ahora sí– su confort de marcha amparado por el bajo ruido aerodinámico, resultando muy rutero y asentado en carretera.

Gracias a que el túnel de transmisión no es muy alto y la consola central tampoco es muy intrusiva, la plaza central no es incómoda.

Con 5 modos de conducción (Manual, Sport, Normal, Confort y Eco), con el cambio EAT8 en el modo “ECO” cambia a la posición “Neutral” cuando levantamos el pedal del acelerador (entre 25 y 130 km/h), actuando como función de rodaje “a vela” por inercia y reduciendo hasta un 3% el consumo. Si elegimos el modo Sport, las suspensiones se endurecen junto con la dirección y además el cambio y la respuesta del acelerador se adaptan a una mayor rapidez y sensibilidad respectivamente.

Entre las ayudas a la conducción del modelo destacan el control de crucero inteligente con función Stop & Go y radar de distancia de seguridad (con el cambio automático EAT8), asistente de aparcamiento con sensores, frenada automática de emergencia (con función de reconocimiento de peatones y ciclistas), alerta de riesgo de colisión, alerta activa de cambio involuntario de carril sensor de fatiga del conductor, cambio automático de luces de carretera, lector de señales de tráfico, y el asistente de control de puntos ciegos con corrección de trayectoria.

Disponible en acabados Active, Business Line, Allure, GT Line y GT, el nuevo Peugeot 508 SW tiene un sobrecoste de 1.200 euros más que la berlina a igualdad de versión, estando ya a la venta desde 28.450 € en la versión diesel Active BlueHDi 130 CV con cambio manual.

Versiones del modelo: '508'

Galeria de fotos

foto: Peugeot 508 SW 2019_01.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_02.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_03.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_04.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_05.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_06.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_07.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_08.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_09.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_10.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_11.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_12.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_13.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_14.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_16.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_17.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_18.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_19.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_21.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_22.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_23.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_24.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_25.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_27.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_28.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_29.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_30.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_31.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_33.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_34.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_37.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_38.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_39.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_40.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_41.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_42.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_43.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_44.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_45.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_46.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_47A.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_48.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_49.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_50.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_51.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_52.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_53.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_54.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_56.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_57.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_58.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_60.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_61.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_62.jpgfoto: Peugeot 508 SW 2019_63.jpg
Peugeot
Peugeot

Tno. 91 347 10 00
Garantía: 2 años sin límit